Aumentan los casos de alteraciones en la pigmentación en niños durante el verano

0
40

El Hospital Vithas Xanit Internacional, perteneciente al grupo sanitario Vithas, informa que en verano aumentan los casos de pitiriasis alba en niños. “La pitiriasis alba, que implica una alteración en la pigmentación de la piel, es una de las manifestaciones de la dermatitis atópica más frecuentes en los niños y afecta aproximadamente al 30% de la población infantil. Esta patología se caracteriza por la aparición de pequeñas áreas redondeadas de descamación en cara y cuello que, tras su desaparición, dan lugar a manchas hipopigmentadas que se hacen más patentes durante el verano,” explica el Dr. Jorge Suárez, dermatólogo de Vithas Xanit Hospital Internacional.
Desde el Servicio de Dermatología del hospital recuerdan, además, la importancia de la fotoprotección de los más pequeños en estos meses de calor. “Es importante, además de proteger adecuadamente la piel de los más pequeños del sol, evitar la exposición solar entre las 12.00 y las 17.00 horas”, explica el dermatólogo, quien añade que “la hidratación de la piel después de la ducha con cremas emolientes específicas para la infancia también es clave para evitar la aparición de manchas solares”.
Otra patología frecuente durante los meses de verano, y que es importante no confundir con la pitiriasis alba, es la pitiriasis versicolor, una infección superficial de la piel causada por un hongo y que también se manifiesta como lesiones hipopigmentadas con descamación, ligeramente rosadas o de coloración parda que, frecuentemente, afecta a la cara. “Un diagnóstico diferencial entre esta patología y la pitiriasis alba es clave para un adecuado tratamiento, por eso se recomienda acudir a un dermatólogo en caso de que apreciemos en nuestros hijos algún tipo de manchas durante estos meses. En Vithas Xanit sabemos lo importante que es el cuidado de la piel de los más pequeños, por eso disponemos de la última tecnología para un adecuado diagnóstico y tratamiento de las afecciones de la piel. En el caso de estas dos patologías que he mencionado, por ejemplo, disponemos de una fuente de luz especial, conocida como luz de Wood, que nos permite diferenciar numerosas enfermedades con alteraciones en la pigmentación de la piel”, explica el Dr. Jorge Suárez.