El Ayto de Casares facilitará el fraccionamiento de la deuda a los vecinos afectados por la regularización catastral que realiza el Estado

0
98

Desde el Ayuntamiento de Casares se informa a los vecinos que las escritos que están recibiendo del Catastro están relacionados con la regulación catastral que realiza el Gobierno central, por lo que afectan a todos los municipios españoles.
No obstante, desde el Consistorio se pone a disposición de los vecinos afectados el personal municipal necesario, así como las herramientas disponibles para facilitarles el abono de las deudas requeridas, para lo cual se podría fraccionar el pago de la misma.
Los requerimientos que están recibiendo algunos propietarios de Casares son fruto de la regularización catastral que realiza el Ministerio de Economía y Hacienda en todo el Estado, y se refieren a bienes inmuebles que están inscritos de forma incompleta en el Catastro.
Dichas imposiciones se producen tras la inspección aérea realizada el pasado año, en la que se revisaron todas las edificaciones del municipio comprobando las alteraciones realizadas a los mismos durante las últimas décadas. Y por tanto, afectan a todos los propietarios que habiendo realizado una modificación, bien ampliando la construcciones o bien reformando la fachada, no la declararan en su momento, como están obligados.

Ya el pasado año durante el inicio de este procedimiento, Catastro les envió una carta a los propietarios de las edificaciones objeto de revisión, que se vieron obligados a abonar una tasa de regularización de 60 euros, y ahora se está enviando un nuevo comunicado en el que se les requiere abonar los impuestos pertinentes con carácter retroactivo por los años 2013-2016, en caso de haber aumentado el valor de sus edificaciones.