El Ayto de Casares ha destinado este año 112 camiones de gravilla para el arreglo de caminos

0
65

La colaboración con los vecinos con el aporte de los materiales necesarios es una de las líneas de trabajo que sigue el Consistorio para el mantenimiento de carriles, aunque también son habituales los proyectos municipales de mejora de estas vías rurales como los realizados en el Cerro de la Novia, o hace menos de un año en el camino de la Arquita y el del Río Manilva.

Casares cuenta con más de 200 kilómetros de caminos rurales, y aunque son habituales las obras de mejora y mantenimiento, es muy difícil conservar todos en perfectas condiciones, por lo que desde Ayuntamiento se lleva a cabo una política de colaboración con los vecinos, que son los usuarios habituales de los mismos, aportando materiales para la realización de mejoras.
Concretamente este año 2015, el Ayuntamiento ha adquirido 112 de caminos de estéril, una gravilla que mezcla caliza y arcilla con lo que compacta fácilmente haciendo más fuerte el firme. Un material que ha sido entregado a residentes de zonas rurales para arreglar los caminos como ha sido el caso de Celima, Los Romos, El Jaral, La Acedía o la Molina, por mencionar algunos.
No obstante el Ayuntamiento de Casares lleva a cabo obras de mantenimiento de caminos de forma habitual, con la construcción de muros de contención, la creación de cunetas y otros sistemas de defensa contra el agua, y la mejora del firme. De hecho ahora está prevista la mejora del tramo de Ferrete en el camino de la Venta de Los Nogales, al que se va a destinar un presupuesto de 80.524 euros.
También la pasada primavera se realizaron trabajos de mantenimiento en el camino del Cerro de la Novia, un proyecto al que se destinó 27.000 euros y que supuso la construcción de un muro de contención de unos 50 metros de longitud para contener una “gredera” y el hormigonado del tramo de carril.
Hace menos de un año se arregló el camino de la Arquita, revistiendo con hormigón rallado más de 200 metros lineales, realizando cunetas y el bacheado de otros tramos. El Camino del Rio Manilva y el de la Acedía también han sido objeto de proyectos de mejora del drenaje y muros de contención.
Ycada vez que ocurren temporales y fuertes lluvias que causan destrozo, desde el Ayuntamiento se acometen actuaciones de urgencia en muchas vías, unos trabajos que se centran principalmente en los caminos donde habitan familias con menores.