El Ayuntamiento de Marbella ayudará al comercio local con subvenciones especiales

0
240

El Ayuntamiento de Marbella va a destinar una partida de 40.000 euros a subvencionar proyectos dinamizadores del comercio local que, por primera vez, se abonarán de forma inmediata una vez sea efectiva la concesión. Así lo ha anunciado hoy el portavoz municipal, Félix Romero, quien ha subrayado que “la nueva declaración del estado de alarma va a tener un clara incidencia en la industria turística, que es el pilar de nuestra economía, y es necesario que la administración impulse medidas de apoyo que contribuyan a su reactivación y palien los efectos de esta crisis”. El edil ha señalado que este paquete de ayudas, que se otorgarán en régimen de concurrencia competitiva, se suma a las subvenciones directas y nominativas a las asociaciones del sector y cuyo importe roza los 100.000 euros.

Ha explicado que este decreto de subvenciones, aprobado hoy en Junta de Gobierno Local, establece que cada una de las ayudas tenga un importe máximo de 11.800 euros. Además, el propio Ayuntamiento propone una serie de conceptos que pueden optar a las mismas, como bonos destinados a la compra en comercios minoristas, respetando siempre criterios de igualdad; material promocional; implantación de plataformas informáticas, así como medidas de promoción o modernización de los establecimientos, entre otros. Asimismo, ha especificado que “hasta ahora, los comercios realizaban el gasto y después se les abonaba cuando presentaban la factura, pero hemos decidido que el montante se les va a entregar de forma íntegra en cuanto se otorgue la subvención” y ha avanzado que “todos los gastos subvencionables que se hayan podido realizar desde el 1 de enero de 2020 hasta que finalice el año se encuadran también en este planteamiento”.

Por otra parte, el portavoz ha anunciado que el Ayuntamiento se ha adherido a la campaña impulsada por la Asociación de Hosteleros de la Costa del Sol animando a los ciudadanos a que adelanten la hora de su cena en los establecimientos a las ocho de la tarde. “Es una obligación moral por parte de la población mostrar su apoyo a un sector estratégico y ayudar a que se mantenga vivo en unos momentos especialmente complicados”, ha afirmado.