El PSOE presenta enmiendas al presupuesto de Diputación por más de 110 millones con reivindicaciones de los 103 municipios de la provincia

0
235

El grupo socialista en la Diputación de Málaga ha presentado enmiendas al presupuesto de PP y Ciudadanos en la institución provincial por valor de más de 110 millones de euros con reivindicaciones de los 103 municipios de la provincia. Según ha explicado el portavoz socialista en la institución, José Bernal, se trata de enmiendas “concertadas” con los municipios de la provincia. En total, más de cien enmiendas, con más de 150 reivindicaciones de los 103 municipios de la provincia.

Bernal ha explicado que “mientras el presupuesto presentado por el equipo de gobierno del PP y Ciudadanos es un presupuesto hecho desde arriba, impuesto a los ayuntamientos, las enmiendas socialistas surgen del diálogo y la concertación”. “Hemos conformado este paquete de enmiendas gracias al trabajo de los representantes del PSOE en los 103 municipios de la provincia, alcaldes y alcaldesas, y portavoces de nuestros grupos políticos. Es nuestra manera de trabajar, en esto se basa el modelo de los socialistas para la provincia y para su gobierno: concertar con los ayuntamientos qué necesitan, conciliar los intereses locales que precisa nuestra provincia. Todo lo contrario que el PP”, ha expuesto.

En este sentido, ha señalado que un criterio básico de estas enmiendas ha sido “eliminar la discrecionalidad en el gasto, frente a la oficina de alcaldes que ha sido desde su creación por el PP una oficina de sectarismo y discriminación, el verdadero aparato político de la Presidencia”. “En vez de concertar planes como los que proponemos, en esa oficina de alcaldes se conciertan citas para que los alcaldes y alcaldesas reciban presiones y acaten lo que el gobierno provincial decide”, ha asegurado.

Los socialistas también plantean con estas enmiendas “una rebaja del gasto superfluo o inflado en materia de atenciones protocolarias, publicidad, gasto en cargos directivos, patrocinios arbitrarios o eventos alejados de los objetivos que debe tener esta institución”. “Reorientamos el gasto, pero sobre todo alineamos la acción política mediante estas enmiendas con el gran objetivo: el desarrollo local y social de los pueblos de la provincia, que es, dicho en positivo, una intensa lucha contra la despoblación, una defensa de la vida en el medio rural e interior”, ha afirmado, al tiempo que ha subrayado que garantizar los servicios públicos básicos como el abastecimiento y la depuración de aguas, al igual que la protección social mediante una red de centros de atención a personas dependientes, mayores o discapacitadas, “es una necesidad vital para la vida en los pueblos”.

Entre las enmiendas incluidas, ha destacado la mejorara de la financiación local, con el aumento de la partida destinada a la Concertación para cumplir el compromiso de aumentar el 10% anual e incluir un fondo de liquidez dotado de un millón de euros para pequeños municipios que tengan una situación de extrema emergencia financiera. Asimismo, ha resaltado las medidas con impacto directo en la lucha contra la despoblación: un plan de empleo y primera oportunidad, “que contemple un parámetro por pérdida de población, es decir para generar oportunidades allí donde más población se pierde”, de 3 millones de euros; un plan contra la exclusión financiera y para la instalación de cajeros allí donde han sido eliminados, de 2 millones de euros y apostar por el Plan de Fomento Agrario para fijar la población al territorio con un aumento de 2,5 millones. “Sin el PFEA muchos pueblos habrían muertos”, ha dicho.

Bernal también ha mencionado las enmiendas para duplicar el presupuesto destinado a carreteras con 8,5 millones de euros más para llevar a cabo una veintena de actuaciones en toda la provincia; el paquete de actuaciones para iniciar las depuradoras pendientes en la provincia dotado con 5 millones de euros; el aumento en 3 millones del programa de abastecimiento y mejora del agua, “gran preocupación en la provincia”; los diez proyectos urgentes de mejora de las vías públicas y travesías municipales; el soterramiento de las vías de alta tensión eléctrica; la mejora del alumbrado público; la conectividad de senderos y paseos saludables con proyectos como una línea extraordinario para los municipios de la Sierra de las Nieves con el motivo de la declaración de parque nacional o la necesidad de reforzar la promoción turística en el interior mediante planes de dinamización como el de la Viñuela.

“Frente a la política antisocial del PP”, Bernal ha defendido que las enmiendas de los socialistas “son una clara proclamación de nuestro compromiso con una red comarcal de centros de atención social, sean residencias de mayores, centros de día, centros para personas con alzhéimer o residencias”. “Es imprescindible que la Diputación refuerce su inversión en esta materia tanto en los centros propios como en la cooperación económica con los ayuntamientos: Archidona, Antequera, Alhaurín el Grande, Coín, Benalmádena, Atajate, Faraján, Almáchar, Ronda, Cártama, Gaucín…todos ellos tienen proyectos de centros o tienen pendiente la finalización de su construcción o el inicio de la actividad. Este mandato debería ser el mandato más social de la Diputación”, ha asegurado.

El portavoz socialista también ha destacado que el PSOE mantiene su apuesta por la igualdad real, “hoy más que nunca”, y propone triplicar el presupuesto en materia de igualdad y violencia de género. En este sentido, ha recordado que el presupuesto de la derecha en Diputación para este año contempla un recorte “brutal” del 33% en la partida de las ayudas a las mujeres que sufren la violencia de género.

Entre otras cuestiones, Bernal también ha citado la creación de un nuevo servicio LGTBI en la Diputación, la necesidad de construir nuevos o mejorar los equipamientos deportivos y culturales municipales ya existentes, el aumento de las partidas para el centro Principia y para la UNED y la creación de un programa cultural contra la despoblación “donde pedimos incluir entre otros al Pueblo Museo de Genalguacil”.

“En resumen, unas enmiendas al presupuesto fruto de la escucha y el diálogo con los municipios donde la cohesión territorial se articula mediante el cumplimiento de las verdaderas competencias de la Diputación y no de proyectos al servicio de la carrera política del presidente de turno. Enmiendas donde la atención social y la igualdad es el único instrumento contra la despoblación. Y la mejor manera de hacerle frente es un reparto equitativo de las oportunidades de empleo”, ha señalado. “Esperemos que el debate de las enmiendas convenza al equipo de gobierno de PP y Ciudadanos y haga virar a la Diputación para que sea una institución más social y apueste por la oportunidades en igualdad de condiciones de todos los territorios de la provincia”, ha concluido.