Especialistas del Hospital Quirónsalud Marbella desaconsejan el masaje tras una intensa sesión de ejercicio físico

0
210
Male therapist giving leg massage to athlete patient - sport physical therapy concept

No hay evidencias sólidas que avalen los beneficios de un masaje inmediato tras la realización de una sesión de ejercicio físico intenso. Así de contundente se muestra el Jefe del Servicio de Rehabilitación y Fisioterapia del Hospital Quirónsalud Marbella, Marcos González Sedano. “Estamos hartos de ver imágenes de competiciones populares en las que se habilitan espacios junto a meta para realizar masajes inmediatamente después del desarrollo de la prueba. Eso es un error” subraya González.
En opinión del fisioterapeuta del Hospital Quirónsalud Marbella tras la realización de actividad física intensa “lo conveniente es esperar antes del masaje. Mantener la actividad a intensidad muy suave (recuperación activa) y si es posible, optar por medidas de hidroterapia o crioterapia, para posteriormente, pasar al masaje que se puede complementar con radiofrecuencia o con estimulación eléctrica (TENS). Debe ser un masaje de drenaje que ayude a la eliminación los metabolitos producidos durante el ejercicio”
En opinión de González, la planificación en la recuperación del deportista es fundamental y establecer unas pautas que encaminen al descanso final del cuerpo es más influyente que cualquier técnica que se incorpore en el ámbito de la fisioterapia. “El mejor regenerador del cuerpo es el descanso. Todo el relax propiciado por el masaje, medidas compresivas y de drenaje, ha de desembocar en el sueño que es el mejor recuperador biológico”, subraya González .

-Lesiones y recuperación
Ni el mejor plan de entrenamiento ni la mejor condición física libran al deportista de una posible lesión. Si ello ocurre, el papel del fisioterapeuta se vuelca en la recuperación y readaptación al gesto deportivo, ayudando, posteriormente, a su incorporación a los entrenamientos y la competición. Así lo explica el especialista del Hospital Quirónsalud Marbella: “quienes habitualmente tratamos a deportistas profesionales sabemos que en los periodos de inmovilización debemos tranquilizar al paciente. Debemos planificar los plazos de recuperación para que se vayan cumpliendo y evitar stress o desconfianza. Cuando la ansiedad interviene, el deportista se recupera peor”.
Afortunadamente las nuevas tecnologías juegan a favor del deportista en su recuperación. González afirma que los tiempos de paralización se han acortado muchísimo gracias a las técnicas de cirugía mínimamente invasivas: “el conocimiento de los tejidos y los medios de diagnóstico por imagen con los que contamos nos permiten movilizar rápido sin por ejemplo, desestabilizar una fractura. Los especialistas y deportistas nos lo piden y nosotros estamos dispuestos a ello”, detalla.