IU apela en un acto en Marbella a la “trascendencia” de estas elecciones para crear “un nuevo país”

0
126

Solidaridad, igualdad, equidad social, una nueva constitución, la política de las personas, pensamiento crítico, reformas profundas o la idea de un nuevo país han sido las ideas fuerzas de este debate abierto organizado ayer por Izquierda Unida – Unidad Popular

Un acto de campaña que ha huido del mitin clásico para abrirse a las preguntas de militantes y simpatizantes y en el que la voz y la palabra han tenido vital protagonismo. De esta manera Izquierda Unida – Unidad Popular ha querido escenificar su apuesta por la “política de las personas” con la presencia de los parlamentarios andaluces José Antonio Castro e Inmaculada Nieto, el coordinador local de IULV-CA y la secretaria local de acción política, Victoria Morales.

“Estas elecciones son trascendentales, cruciales sobre todo para la clase trabajadora porque lo que nos estamos jugando el #20D es el futuro de las próximas generaciones. Lo que buscan el viejo bipartidismo y el nuevo bipartidismo es perpetuar esta situación de precariedad provocada por la crisis y que beneficia sólo a la oligarquía. Para combatirlo, desde Unidad Popular – Izquierda Unida tenemos un triple objetivo: Uno, se el puntal de defensa de los trabajadores y las trabajadoras; dos, frenar, derogar, eliminar la reforma laboral; y tres, una nueva constitución para un nuevo país”, ha señalado el parlamentario andaluz José Antonio Castro.

Por su parte, la también parlamentaria, Inmaculada Nieto ha señalado que “este país está arrasado en términos sociales, lo que las reformas del PP-PSOE nos han quitado son nuestros derechos sociales y políticos. Y es que esta crisis económica ha estado precedida de una profunda crisis de valores, donde la justicia social, la equidad, la solidaridad y la garantía del servicio público han sido desterradas de la política”. Nieto ha apelado a la movilización como “la fortaleza para recuperar nuestros derechos”. La parlamentaria andaluza ha subrayado también la necesidad de la ciudadanía “de pensar, razonar por sí misma y obrar en consecuencia, porque cada voto es un ladrillo en el muro de contención de la marea neoliberal”.
El coordinador local de IULV-CA, Miguel Díaz, ha apelado a “una transformación profunda de la sociedad, una transformación social que conlleve la reclamación de un nuevo país, de una nueva constitución donde los principios de igualdad y solidaridad sean la base fundamental de una ley general para todos y para todas”.