IU Marbella se presenta como “la única opción política con propuestas de feminismo real”

0
177

Izquierda Unida Marbella ha presentado esta mañana “El Feminismo Necesario, uno de los ejes más importantes de nuestro programa de gobierno, por entender que una sociedad solo será democrática cuando la igualdad sea una realidad, y el feminismo es el único camino posible para lograrlo”, ha remarcado el candidato a la alcaldía por IU, Miguel Díaz.

La formación de izquierdas se ha trasladado hasta el Bulevar Pablo Ráez para contrainaugurar la rotonda dedicada a Ana Orantes, que el ayuntamiento, pese a estar aprobado por pleno municipal, aún no ha inaugurado “como sí ha hecho con otros espacios públicos cuyo nombre fue asignado en el mismo”.

“Este es un ejemplo más de que el feminismo no está en la agenda del PP y OSP, que no es su prioridad y que nunca lo será”, ha criticado la candidata número 2 de IU, Victoria Morales.

“Nuestro programa contiene 30 propuestas concretas sobre acción feminista para Marbella, pero también otras tantas que marcan el resto de ejes del mismo, porque entendemos que el feminismo debe abarcar todos y cada uno de los espacios de la ciudad, desde la educación y el urbanismo, hasta la cultura o la justicia social. Izquierda Unida es feminista, así ha trabajado en el gobierno y en la oposición y así trabajará a partir del 26M”, ha subrayado Díaz.

Por su parte, Morales ha denunciado que “es una realidad que Marbella sufre graves carencias en materia de igualdad real entre hombres y mujeres y durante muchos años solamente se ha hecho presente esta discriminación en días señalados como el 25N y el 8M, con la simple lectura de un manifiesto, que nunca ha profundizado en los problemas reales de discriminación y violencias que sufrimos las mujeres”.

Morales ha criticado que “no se ha diseñado ni dotado presupuestariamente políticas reales en materia de feminismo e igualdad en la integralidad que el Ayuntamiento tiene que realizar. Por ello hay que trabajar mucho para superar tantos años de abandono y negación tras incumplimientos flagrantes como la no aplicación del Plan de Igualdad Municipal y la política del miedo que el gobierno municipal ha aplicado contra el colectivo de limpiadoras que pedían la posibilidad de acceder a la jornada laboral completa o continuar subvencionando a una asociación como “Despertar Sin Violencia” que mostró su apoyo público a La Manada”.

“Queda mucho camino por recorrer, muchas luchas que batallar para lograr un futuro feminista e Izquierda Unida es la única opción política que se presenta a las elecciones en Marbella con un programa concreto, ambicioso y realista para continuar trabajando desde el primer minuto”, ha apuntado Morales.

–Las propuestas feministas de Izquierda Unida

La candidata número 4 de Izquierda Unida, representante del Partido Feminista en Marbella y presidenta de Marbella Feminista, Carmen Varo ha sido la encargada de destacar algunas de las propuestas que la formación lleva en su programa de gobierno no sin antes tener un recuerdo para las dos mujeres asesinadas esta semana por la violencia machista.

Varo ha señalado que “integraremos la transversalidad de género en todas las políticas, partiendo desde la elaboración de los presupuestos y ampliando esta perspectiva a todas las áreas, del mismo modo, crearemos un Consejo Local de la Mujer y lo dotaremos de presupuesto propio para que pueda ser el órgano encargado de analizar, debatir y proponer todas las medidas necesarias para mejorar la situación real de las mujeres de nuestro pueblo”.

“Crearemos un Plan Integral Municipal contra las Violencias Machistas que trabaje en la elaboración de programas de concienciación y formación que tengan como finalidad erradicar la violencia machista, homófoba y cualquier otra violencia de género, en todos los ámbitos y espacios. Implementar partidas económicas suficientes para la atención de las mujeres víctimas”, ha anunciado la presidenta de Marbella Feminista.

Para Izquierda Unida resulta imprescindible crear “una Marbella libre de violencias machistas, segura, libre de miedos y de agresiones sexuales, garantizar la seguridad en los espacios públicos y crear protocolos de actuación contra la violencia machista en fiestas municipales y eventos públicos”.

Varo ha incidido en la “visibilización y la memoria de las mujeres a través de acciones formativas, informativas y de diferentes acciones institucionales encaminadas al reconocimiento de las mismas y en el desarrollo de actividades escolares complementarias, en colaboración con los centros educativos, con planteamientos que potencien valores no sexistas y contrarios a cualquier tipo de la discriminación”.

Izquierda Unida traslada en su programa una “Marbella Conciliadora, con derecho al ocio y al tiempo libre, por un Urbanismo de Género y luchar por convertir la ciudad en un espacio amable con la ciudadanía en general, las mujeres en particular y con el medio ambiente que facilite transitar por ella”.

La presidenta de Marbella Feminista ha anunciado la creación de la Casa Morada, “un espacio de fomento cultural, coordinada con los centros educativos que contemple la creación de espacios de estudio y recuperación de la memoria de histórica de las mujeres, que incluya una biblioteca feminista y que incentive a las mujeres artistas y creadoras de Marbella, y que acoja una Escuela de Feminismo con jornadas, encuentros, seminarios, que la Casa Morada se convierta en un espacio de encuentro que se complementaría con la creación de Puntos Morados permanentes en todo el municipio”.

Otras de las medidas incluidas en el programa de IU sobre feminismo son una Marbella libre de proxenetismo y prostituidores, el apoyo a las familias monomarentales, fomentar el deporte femenino, desarrollar y dotar presupuestariamente el Plan de Igualdad Municipal, fomentar la educación integral de la sexualidad, implantar unos Presupuestos Participativos con perspectiva de género, generar campañas municipales contra la objetualización sexual de las mujeres, potenciar actividades artísticas, culturales y de investigación de las mujeres, implantar un programa de educación afectivo-sexual a la juventud como herramienta de prevención de la violencia machista, de fomento de buenos tratos y de derecho de sexualidad.