IU solicita al Ayuntamiento de Marbella y a la Junta una actuación integral en las termas romanas de Guadalmina

0
154

El Grupo Municipal de Izquierda Unida-Los Verdes Convocatoria por Andalucía emplaza al Ayuntamiento de Marbella y a la Junta de Andalucía a planificar y ejecutar de forma conjunta una actuación integral para garantizar una correcta preservación del conjunto patrimonial de las Termas Romanas de Guadalmina y la Torre Almenara de Bóvedas, que se haya en “lamentables condiciones de conservación, hasta tal punto, que su estabilidad se encuentra comprometida, con posibles riesgos de desprendimiento”.

Con este objetivo, IU presentó en marzo un escrito de denuncia ante la Delegación Territorial de Cultura de Málaga, a raíz de los deterioros y el mal estado de conservación general de las termas romanas de Guadalmina, catalogadas de Bien de Interés Cultural, “ahora, la propia delegación y gracias al impulso de la denuncia de IU, ha confirmado que tiene previsto realizar una intervención de estudios de parámetros y consolidación arqueológica en las citadas Bóvedas, habiéndose iniciado ya las correspondientes actuaciones de inspección arqueológica”, señala el concejal-portavoz.

En el escrito, se denunciaba, entre otras cuestiones, que el entorno de las termas presentaba, a la altura de la torre almenara, unos muros mal conservados y, en parte, derrumbados en la zona del litoral, y en el recinto interior de la propia terma Romana, la valla de separación con los propiedades privadas situadas a poniente, estaba también parcialmente derrumbada, permitiendo el acceso incontrolado de personas.

“Hemos comprobado in situ, que las obras de reparación del muro perimetral han sido una oportunidad perdida, la intervención realizada ha sido insuficiente y precaria, ha resultado ser una simple reposición con la que no se han tomado medidas que protegieran al conjunto en el futuro ante los fenómenos marítimos adversos y los temporales”, apunta Díaz.

“El conjunto de las termas, presenta además un estado de evidente abandono, no adecuado para visitas con matorrales, enredaderas, una situación indigna para un conjunto patrimonial de ese calado”, denuncia el edil.

Díaz señala que “la actual situación de las termas y la torre refuerzan el corpus de la denuncia presentada en marzo, que también incluía la existencia de obras de reparación realizas sin licencia y sin autorización de la Delegación de Cultura, en la piscina del restaurante bar Guadalmina Beach Club, anexo a la zona arqueológica”.

“A estas dejaciones e incapacidades en la correcta gestión del BIC de las Termas hay que sumarle el sometimiento de los Bienes de Interés Cultural a los intereses de partido, como hizo el grupo parlamentario andaluz del PP en el Parlamento andaluz, al retirar una propuesta de preservación de la Basílica Paleocristiana, días después de firmar la moción de censura con OSP que ahora cumple un año”, recuerda Díaz.

“Ante las denuncias de colectivos culturales, ciudadanos y partidos políticos, de los evidentes deterioros que sufre nuestro más valioso patrimonio arqueológico, la respuesta del PP y ahora también de OSP, es culpar a la Junta de Andalucía, olvidando que el deber de conservación, mantener y custodiar, corresponde a los propietarios del bien, según establece la Ley de Patrimonio Histórico de Andalucía”, denuncia Díaz.

El concejal apunta a “la táctica del PP-OSP de anunciar nuevos proyectos de recuperación, remodelación, o restauración, para tapar las reclamaciones de los denunciantes, ya no se las cree nadie, porque pasado el tiempo, ninguno de esos proyectos millonarios se realizan. Y por si fuera poco, mientras tanto si se impulsan a la fuerza actuaciones contrarias al mínimo sentido de la preservación de estos espacios, baste solo citar como ejemplo la eliminación caprichosa del museo de los bonsáis, o la instalación a la fuerza del colector general de saneamiento de aguas fecales de la Mancomunidad de Municipios de la Costa del Sol Occidental, debajo de la basílica paleocristiana de Vega del Mar, y todo ello mientras los responsables municipales de Cultura callan”.

IU denuncia además “la falta de una mínima coordinación entre las delegaciones de Obras de las distintas Tenencias; la de San Pedro, la de Las Chapas, la de Nueva Andalucía y la de Marbella, con la delegación de Cultura, es cada día más evidente, el episodio de la desafortunada actuación en la fuente de la Plaza de Los Naranjos, es otro botón de muestra reseñable”.

Para el concejal de IU las “cada día más altas quejas y denuncias que hacen los técnicos, historiadores, profesionales de la cultura y las asociaciones patrimonialistas pone a la preservación del patrimonio de nuestro municipio a la altura de la época GIL”.