La Diputación adjudica en 1,2 millones de euros las obras para la carretera de acceso a Genalguacil desde Peñas Blancas

0
102
DCIM100GOPROG0022514.

La Diputación de Málaga ha adjudicado las obras de acondicionamiento de la carretera MA-8302, desde el puerto de Peñas Blancas (intersección con la MA-8301) a Genalguacil, por un importe de 1.202.669,55 euros. Se trata de una actuación en 3.537 metros de la mencionada vía, que permitirá eliminar el último tramo sin asfaltar de la red viaria provincial, que consta de 860 kilómetros. De esta manera, mejorará también la comunicación entre la Costa del Sol (desde Estepona) y el Valle del Genal.

59 empresas presentaron sus ofertas a esta obra, que se ha adjudicado finalmente a Construcciones Glesa S.A., empresa que realizará mejoras por importe de 200.000 euros a precio de ejecución material, es decir, sin coste alguno para la Diputación. Los trabajos podrán comenzar este mes y se prolongarán durante ocho meses.

Se trata de una obra que permitirá mejorar el trazado de la carretera dentro de las circunstancias topográficas, geotécnicas y ambientales existentes, logrando además una mayor seguridad. Por ejemplo, habrá dos curvas nuevas y se actúa en otras ocho para suavizarlas.

Un dato destacado de la magnitud de la actuación es que más de un tercio del presupuesto de las obras se destina para estructuras, muros, señalización, balizamientos defensas y barreras de seguridad.

Preservación medioambiental
Igualmente, dado el valor ambiental de la zona, se realizarán importantes actuaciones de carácter medioambiental para respetar la flora y la fauna. Además, para contribuir a la integración paisajística de la carretera, se colocarán barreras de seguridad mixtas de metal-madera.

La vía se compondrá de una calzada de 5,30 metros, con un carril por cada sentido de circulación de 2,65 metros de anchura, con un arcén de medio metro a la izquierda y cuneta “pisable” a la derecha de 1,20 metros de anchura.

El firme comprende una subbase de 35 centímetros de zahorra artificial y cinco centímetros de capa de asfalto. De acuerdo con los condicionantes de las obras, las ampliaciones del lado del terraplén irán limitadas por muros de contención, y las que se realicen del lado del desmonte se completarán en diversos tramos con un revestimiento de escollera.

Este tramo de 3,5 kilómetros es la última de una serie de actuaciones llevadas a cabo sobre la carretera, en 12,5 kilómetros, comenzando en el Puerto de Peñas Blancas, para ir estabilizando la plataforma y los taludes de esta vía, además de proceder a su asfaltado.