La normativa europea obliga a la Mancomunidad de Municipios de Costa del Sol a incrementar la tasa de residuos

0
215
.

La Asamblea de la Mancomunidad de Municipios de la Costa del Sol Occidental, reunida esta mañana en una sesión ordinaria, ha aprobado la reactualización de la tasa para el tratamiento de los residuos sólidos en el Complejo Medioambiental de Casares y en las plantas de transferencia.

Esta situación viene motivada por la exigencia de la nueva Ley de Residuos y Suelos Contaminados para una Economía Circular de 2022, que a su vez incorpora la Directiva Marco de residuos 2008/98/CE del Parlamento Europeo, que recoge que las tasas por este concepto deben cubrir todos los costes de gestión del servicio.

Así, la Ley 7/2022 de 8 de abril de Residuos y Suelos Contaminados para una Economía Circular, ha explicado Juan Olea, delegado de Medio Ambiente, “tiene como objetivo reducir al mínimo los efectos negativos de la generación y gestión de los residuos en la salud humana y el medio ambiente, teniendo en cuenta un uso eficiente de los recursos. Todos los ayuntamientos deben aplicar esta subida ya que hay que cumplir la Ley de Residuos de Suelos Contaminados que, a su vez, incorpora la Directiva marco de residuos de la Unión Europea”.

El Capítulo II de la Ley de Residuos hace referencia al Impuesto sobre el depósito de residuos en vertederos, la incineración y la coincineración de residuos. La finalidad de este impuesto es reducir la generación de residuos y su depósito en vertedero; fomentar la reutilización y el reciclado de los residuos; dar prioridad a la fracción orgánica e impulsar la educación ambiental.

Esta reactualización de tasas va a servir para que los ciudadanos tomen conciencia de la importancia de separar los residuos en origen. Se pagará más por depositar más residuos en vertedero, y al vertedero solo van aquellos residuos que no son reciclables. Es decir, si los ciudadanos separan correctamente los residuos en sus contenedores adecuados (envases al amarillo, papel-cartón al azul, vidrio al verde, orgánico al marrón) sólo lo que quede en el gris será lo que irá al vertedero, abaratando el coste. La nueva ley recoge la premisa de “quien contamina paga”, es decir, establece un sistema de pago basado en la generación real de basura de cada ciudadano y su grado de participación con incentivos en el caso de que se recicle adecuadamente o se genere menos residuos.

La paulatina implantación del quinto contenedor, o contenedor marrón, permitirá reducir la cantidad de basura orgánica que llega a los vertederos, además de disminuir las emisiones de dióxido de carbono y otros gases de efecto invernadero implicados en el cambio climático. Los ciudadanos depositarán en el marrón los residuos orgánicos generados en el hogar que se destinarán a la elaboración de compost y su posterior utilización como abono o fertilizante e incluso como fuente generadora de energía

En la actualidad, según el estudio de ‘Las tasas de residuos en España en 2022’ elaborado por la Fundació Ent, cada habitante paga de media 61,15 euros por esta tasa, es decir, un total de 2.080 millones de euros anuales. Sin embargo, este volumen no cubre el actual coste de recogida, que la Fundación Para la Economía Circular sitúa en casi 2.900 millones anuales y eleva hasta los 3.700 millones de cara a 2035 para cumplir con la nueva ley (que transpone una normativa europea) y que obliga a mejorar el sistema de recogida, tratamiento, reciclado y reutilización de basura.

Medalla de Honor de la Costa del Sol

En otro orden de cosas, la Asamblea de la Mancomunidad ha aprobado la creación de la “Medalla de Honor de la Costa del Sol”, que será el más alto reconocimiento que otorgará la institución y estará destinado “a premiar especiales merecimientos o servicios extraordinarios en el ámbito de la Costa del Sol Occidental”, según señaló el presidente de la entidad, Manuel Cardeña, quien indicó que la propuesta “nace porque no son pocas las ocasiones en que personas y entidades se significan por sus aportaciones a la razón de ser de la Mancomunidad. Además del agradecimiento que todas ellas nos han de producir, en ciertos casos algunas destacan por encima del resto, bien por actuaciones individuales, bien por trayectorias personales o por su labor continuada, o también por llevar el nombre de la Costa del Sol Occidental y las localidades que la componen más allá de nuestras tierras. Ese agradecimiento singular tiene su forma máxima de expresarse mediante el reconocimiento que la Medalla de Honor de la Costa del Sol ha de conferir a quienes sean distinguidos con ella”.

Así, la “Medalla de Honor de la Costa del Sol” se constituye como la primera y mayor distinción que la Mancomunidad de Municipios de la Costa del Sol Occidental puede otorgar, “y será entregada cada año a una única persona”, añadió Cardeña. “La distinción tiene carácter exclusivamente honorífico, sin que, por tanto, otorgue ningún derecho administrativo ni de carácter económico. El título de “Medalla de Honor de la Costa del Sol” podrá recaer en aquellas personas (hayan nacido o no en alguno de los municipios que la componen), o entidades que por sus destacadas cualidades personales o méritos señalados, y singularmente por sus servicios de beneficio, mejora u honor de la Costa del Sol, hayan alcanzado un alto prestigio y consideración general tan indiscutible en el concepto público, que la concesión deba estimarse por la Mancomunidad como el más adecuado y merecido reconocimiento de esos méritos y cualidades, y como preciado honor, aún más que para quien la recibe, para la propia Corporación que la otorga y para la ciudadanía costasoleña”.

El nombramiento de la “Medalla de la Costa del Sol”, ha explicado el presidente de la Mancomunidad “podrá ser otorgado a personalidades y entidades nacionales o extranjeras. La Medalla de Honor constituye el grado máximo de las condecoraciones que puede otorgar la Corporación; y respondiendo a ese carácter excepcional, habrá de reservarse su concesión a casos también verdaderamente excepcionales, de méritos extraordinarios que concurran en personalidades, entidades o corporaciones nacionales o extranjeras que por sus destacados merecimientos y por los relevantes servicios prestados a la Costa del Sol Occidental, puedan considerarse por la Mancomunidad dignas por todos los conceptos de esta elevada recompensa”.

Igualmente, la Medalla de Honor de la Costa del Sol podrá ser concedida, como póstumo homenaje, a personalidades ya fallecidas en las que concurrieran los merecimientos citados.

Finalmente, ha tomado posesión como nuevo vocal por el Ayuntamiento de Mijas Marco Cortés Millán, en sustitución de Lourdes Burgos.