Marbella aprueba medidas para solventar la situación tras la anulación del PGOU

0
134
Un instante de la rueda de prensa

La Junta de Gobierno Local, celebrada esta mañana, ha declarado la imposibilidad material por causa sobrevenida de continuar determinados procedimientos correspondientes a expedientes administrativos relacionados con el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) de 2010, tras la sentencia del Tribunal Supremo que declaraba su nulidad.

Así lo ha anunciado esta mañana el portavoz municipal, Javier Porcuna, quien ha señalado que a esta situación “se le buscará respuesta con la solución transitoria en la que trabaja el Ayuntamiento, previamente a la definitiva” y ha explicado que se trata de transformaciones urbanísticas con fines de normalización.

En este sentido, Porcuna, que ha estado acompañado del concejal de Hacienda, Manuel Osorio, ha asegurado que el Equipo de Gobierno “continúa dando pasos firmes en dos ámbitos esenciales, como son la elaboración de los presupuestos municipales y las medidas tendentes a corregir la situación provocada por esa anulación del PGOU”.

Entre las actuaciones que se requerían tras dicha circunstancia se encontraba el trámite aprobado esta mañana, según el portavoz del Equipo de Gobierno, quien ha apuntado que las sentencias judiciales que han afectado negativamente al Ayuntamiento también lo hacen con la elaboración de los presupuestos municipales.

Otro de los temas que podría haber afectado, pero que al final lo ha hecho de forma menor de lo previsto ha sido la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Extremadura que afecta a nivel general y que dicta que los terrenos urbanos pendientes de desarrollo tributan como rústicos hasta que no se produzca dicho desarrollo.

Manuel Osorio ha apuntado que “la estimación es que habrá una merma en torno a los 225.000 euros por ingresos de Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI), con respecto al año anterior, con lo cual esta cifra resulta menos dolosa para la elaboración de los presupuestos de lo esperado”.

En este sentido, ha asegurado que “estamos trabajando para que la ciudad cuente con unos presupuestos coherentes con la situación actual y a la mayor brevedad posible” y ha subrayado que dichas cuentas municipales se basarán sobre tres pilares fundamentales: empleo, derechos sociales y turismo.