Noelia Masiá, juventud, experiencia y progresión continua para el CAB Estepona

0
162

El nuevo proyecto del CAB Estepona sigue tomando forma y lo hace con la incorporación de la alero castellonense Noelia Masiá (23 años y 1,82 metros de altura), que la pasada temporada jugó en Liga Femenina 2 en las filas del CB Arxil gallego, promediando 8,9 puntos y 4,1 rebotes en 25 minutos en pista antes de continuar, una vez acabada esta competición, ayudando a dos equipos de Primera Nacional: Carmelitas y Vila Real. Cuenta con cinco temporadas de experiencia en la segunda categoría del baloncesto español, donde empezó a jugar, en su segundo año de junior, en Picken Claret, club donde estuvo, en el primer equipo, tres temporadas antes de enrolarse en Unicaja cuando aún estaba en Primera Nacional, militando en el conjunto malagueño dos años antes de jugar la pasada campaña en Galicia.
Masiá es una alero alta con buena mano desde más allá de la línea de 6,75 que puede sumar en diferentes facetas del juego y que, pese a su juventud, sabe lo que es jugar partidos importantes, pues ha disputado fases de ascenso en diferentes categorías y tiene en su haber grandes resultados en su etapa de formación.

“Ha demostrado estar capacitada para jugar esta liga y ser una pieza importante del equipo”
La entrenadora del primer equipo, Bea Pacheco, definió al nuevo fichaje del CAB Estepona como “una jugadora que cada año crece en su juego” y que, pese a su juventud, “en Arxil fue de las más importantes de la plantilla”, por lo que considera que está en disposición “para dar el salto a Liga Femenina Challenge y ser una pieza importante en nuestro equipo no solo por su capacidad anotadora, sino por su lectura del juego y defensa”. La madrileña alabó la “mejora constante” en el juego de Masiá y aseguro que quiere “que lo siga haciendo con nosotros”, de forma que tanto el club como la alero sigan evolucionando de forma positiva.

“El club lleva años en continuo crecimiento y estoy encantada de que cuenten conmigo para seguir haciéndolo”
La nueva jugadora del conjunto esteponero dijo que para ella “es muy emocionante e ilusionante poder formar parte de un club que mejora cada año y apuesta por el baloncesto femenino” y que esa es una de las razones que le llevó a aceptar la propuesta del club. “El CAB Estepona ha crecido mucho en muy poco tiempo y eso significa que hay mucho trabajo, mucha constancia y mucho esfuerzo detrás”, dijo Masiá, que recuerda haberse enfrentado a la entidad presidida por Eduardo Borrego en su primera temporada en Málaga: “Pude competir contra ellas en Primera Nacional cuando estaba en Unicaja, que ya tenían buen equipo, y desde entonces he podido ver la evolución que han tenido gracias a un esfuerzo constante. Para una jugadora es ilusionante el poder formar parte de un grupo así y ayudar a cumplir objetivos”.
La castellonense también habló sobre la nueva Liga Femenina Challege, que cree que será “muy fuerte viendo los equipos que la componen y las plantillas que están haciendo”, y dijo que espera que la creación de esta competición intermedia entre la Liga Femenina 2 y la Liga Femenina Endesa “sirva para seguir aumentando el nivel de baloncesto nacional y poder competir al máximo nivel”. También tuvo palabras para dos excompañeras con las que volverá a compartir equipo, Gema García y Eva Cases Rey. “Siempre es bueno tener caras conocidas en el vestuario y, además, en este concreto estoy encantada de poder volver a coincidir con ambas. Hace ya años que Eva y yo separamos nuestros caminos, cuando aún estábamos en júnior en Picken Claret, pero es un placer poder reencontrarnos y hacerlo en una categoría como esta; significa que las dos hemos seguido trabajando por lo que más nos gusta. Con Gema coincidí en Unicaja varios años, y la última temporada se nos quedó un sabor amargo, así que espero que con el CAB Estepona nos desquitemos”, explicó la nueva alero del club, que también dijo que “a nivel colectivo” el haber jugado ya con varias de sus nuevas compañeras “es un punto a favor” de cara a afrontar la próxima temporada. “Una de las cosas que te enseña el baloncesto es la capacidad de adaptación cada año a situaciones desconocidas, lo importante, en cualquier cosa, es hacer funcionar al grupo y para eso hace falta trabajo y esfuerzo, y estoy segura que eso no nos va a falta”, comentó.

Para acabar, Masiá quiso dirigirse a la afición del CAB Estepona: “Hemos tenido un año en el que en los pabellones se ha echado de menos el apoyo en las gradas, espero que esta temporada la situación nos permita ver el Pineda lleno, como se merece. Estoy segura que va a ser un gran año con la apuesta que ha hecho el club y el nivel de la liga, así que ojalá lo podamos disfrutar juntos al máximo”.