Profesores de la provincia participan en una jornada de fotoprotección coordinada por el Hospital Costa del Sol

0
60

Alrededor de 70 docentes de Infantil, Primaria, Secundaria y Formación Profesional procedentes de distintos puntos de la provincia de Málaga han participado en una Jornada de Fotoprotección que se ha celebrado esta mañana en la Facultad de Ciencias de la Educación de la Universidad de Málaga. Se trata de una iniciativa organizada por el Centro de Educación del Profesorado (CEP) Marbella-Coín en la que ha colaborado el equipo de la Campaña de Fotoprotección y Prevención del Cáncer de Piel ‘Disfruta del sol sin dejarte la piel’ que inicia así su actividad 2019 en el ámbito escolar.

El programa de esta jornada se ha desarrollado con el objetivo de trasladar la fotoeducación a las aulas ofreciendo para ello a los profesores metodología, herramientas, actividades y otros recursos técnicos y materiales que permitan la transferencia de los conocimientos en fotoprotección a las clases, de una manera estandarizada y curricular.

Hasta ahora, la formación en fotoprotección por parte de esta campaña para los profesores se había llevado a cabo en un ámbito más local de la Costa del Sol Occidental no obstante, en esta ocasión y a instancia de la Delegación de Educación se ha hecho extensiva a nivel provincial.

La estrategia en el ámbito educativo de la campaña de fotoprotección ‘Disfruta del sol sin dejarte la piel’ se viene desarrollando bajo el proyecto fotoeducativo ‘Creciendo soludable’ con los objetivos de desarrollar conocimientos, actitudes y hábitos de vida saludables en la infancia; reducir las tasas de quemaduras solares en la población infantil; impulsar políticas y prácticas de fotoprotección en los centros escolares y promover el ‘Distintivo Soludable’ en el entorno educativo.

Esta jornada ha contado con distintas sesiones con las que se ha pretendido incidir en la importancia de la concienciación de los riesgos de exposición solar excesivos y, sobre todo, de transmitir al profesorado su papel como agentes claves de transmisión de valores y hábitos saludables de fotoprotección a los niños y jóvenes en las aulas, facilitándoles, para ello, herramientas que les permita transmitir estos conocimientos y concienciar al alumnado.

La primera ponencia denominada ‘Melanoma, el cuento del lobo’ ha sido ofrecida por la directora de la campaña y jefa del servicio de Dermatología del Hospital Costa del Sol, Magdalena de Troya, que ha dado a conocer el problema que representa el cáncer de piel en nuestra zona y población, cómo prevenirlo y el papel tan importante que los profesores juegan en la educación para la transmisión de hábitos de vida soludables a los alumnos.

A continuación se ha llevado a cabo una mesa redonda muy dinámica constituida por profesores, dermatólogos y pacientes a través de la cual se ha conocido el testimonio en primera persona de una paciente con melanoma que, además, de dar a conocer su experiencia con esta enfermedad ha dado claras muestras de superación y ha evidenciado la importancia de concienciar sobre la fotoprotección y de llegar a la población más joven en las escuelas. Por su parte, los profesores han expuesto las distintas experiencias y actividades que han trasladado a las aulas en el seno de esta campaña evidenciando el gran impacto de las estrategias creativas aplicadas a la fotoeducación como los concursos, con los que los alumnos aprenden hábitos saludables frente al sol, jugando e interactuando. Los dermatólogos también ha participado resolviendo dudas respecto a la fotoprotección y el cáncer de piel.

Esta mesa ha suscitado gran participación por parte de los asistentes que han sido estimulados para poner en marcha los distintos aspectos de calidad del ‘Distintivo de Fotoprotección Escolar Soludable’. Se trata del primer distintivo de fotoprotección de centros educativos a nivel autonómico y nacional, organizado con la colaboración de la Agencia de Calidad Sanitaria de Andalucía (ACSA) y gracias a la participación de un panel de expertos compuesto por profesionales de los ámbitos, sanitario, educativo, asociativo y también por pacientes que han padecido algún tipo de cáncer. Es una iniciativa sin precedentes en nuestro país y que hermana esta campaña con modelos muy avanzados y líderes a nivel internacional en el ámbito de la fotoprotección como es el australiano ‘Sun Smart’. Este distintivo busca garantizar hábitos saludables de fotoprotección en los centros escolares de una manera estandarizada. Se trata de una herramienta innovadora de gran impacto pues cumplimenta y adapta a nuestro entorno los modelos más avanzados.

Finalmente, la jornada ha finalizado con dos talleres, uno sobre ‘tecnologías y fotoprotección’ a través del cual se han dado a conocer los distintos dispositivos para medir las radiaciones ultra violetas, así como las apps y últimas tecnologías desarrolladas en fotoprotección en el ámbito educativo. El otro ha sido un taller dermatológico en el que se ha explicado cómo autoexplorar la piel, los fototipos existentes, cómo identificar los daños solares y valorar los lunares, etc. Ambos se han llevado a cabo de una manera dinámica y estimulando la participación a través de la constitución de grupos.