Según el PSOE vecinos denuncian el servicio que presta la ambulancia municipal en Casares.

0
91

El portavoz del grupo municipal de Casares, Antonio Muñoz `Matías`, se ha hecho eco de las quejas de vecinos de Casares acerca de la situación “en la que se presta el servicio de ambulancia en el municipio que está plagado de anomalías e incongruencias”.

Así, el dirigente socialista asegura que el conductor de la ambulancia “trabaja ininterrumpidamente 24 horas toda la semana, trabaja una semana y descansa la siguiente”, lo que supone “un auténtico atropello a los derechos laborales de este empleado y un peligro para el resto de los ciudadanos ya que como es lógico el cansancio acumulado le impide prestar un servicio con unas condiciones mínimas de calidad”.

Se da el caso de que la empresa concesionaria del servicio municipal “ha alquilado una vivienda en Casares para que el conductor duerma durante la noche y así evitar pagar las horas efectivas por estar de guardia en el consultorio”.

Este hecho provoca, entre otras cuestiones, que la ambulancia esté aparcada todas las noches en la calle el Monte y no en el centro de salud de la localidad.

La ambulancia no coincide con la matrícula que en el pliego se detalló, a partir de el cierre del consultorio por las tardes es decir, sobre las 19:30, la ambulancia desaparece de su aparcamiento habitual y además el buggy deja de funcionar, son anomalías detectadas por el PSOE en la gestión de un servicio que “ha sufrido una merma considerable con respecto a lo que venía ocurriendo durante el anterior mandato. Otro ejemplo más lo supone el hecho de que durante el mandato anterior la ambulancia, para acudir al hospital, utilizaba la autopista y, en la actualidad, y para ahorrar costes, se desplaza por la autovía”.

Ante “este cúmulo de despropósitos que están afectando directamente a los vecinos de Casares”, desde el PSOE se insta al equipo de gobierno de IU a que “actúe con los mecanismos que están a su alcance para que el servicio de ambulancia sea el mismo que tuvimos anteriormente antes de lamentar cualquier desgracia”.

Por último, el dirigente socialista aseguró que “los casareños estamos asumiendo un esfuerzo importante en cuanto al coste de este servicio. Le corresponde al gobierno local impedir que estos atropellos ocurran y evitar que se ponga en riesgo la salud de los vecinos”.