Una investigación policial en plena pista del Aeropuerto de Gibraltar provoca un caos en la frontera con La Línea

0
840
.

Durante casi tres horas y media se ha vivido un caos auténtico en los accesos a la frontera de Gibraltar con La Línea que ha provocado que miles de personas pudieran entrar ni salir. El caos ha generado multitud de rumores en todas las direcciones, lo que se ha incrementado con la falta de un comunicado oficial de la Roca( que hasta esta hora, 22´30 h) no se ha producido.

Según informó la GBC TV, la Policía Real de Gibraltar impidió hoy que un avión Royal Airforce despegara en conexión con una investigación criminal en curso. Según la televisión gibraltareña a bordo del avión viajaba un miembro del Ejército británico que estaba siendo investigado por presuntos delitos sexuales. No se ha efectuado arresto alguno, pero la policía también se apoderó de equipos informáticos que consideran como pruebas en relación con los delitos que se sospecha que han sido cometidos en Gibraltar.
Las cuentas de los testigos oculares sugieren que un vehículo RGP condujo hacia la pista para impedir físicamente que el avión despegara. Incluso un vehículo del Ejército intentó bloquear el coche de la policía. El RGP tiene jurisdicción sobre todos los delitos cometidos en Gibraltar y tiene el deber de investigar. Sin embargo según la GBC “los militares estaban tratando de eliminar al sospechoso de la Roca, presumiblemente para continuar su investigación en el Reino Unido”. La información añade “que se produjeron momentos de tensión pero finalmente el avión salió 1 hora 45 minutos después del intento de despegue, pero sin el sospechoso que continúa en Gibraltar”. El atasco de tráfico se extendió más de tres horas.
Según distintas fuentes se había originado un conflicto de competencias entre la RGP y el Ministerio de Defensa (MoD).